Todo sobre las facturas simplificadas

factura simplificada

¿Te han solicitado tus clientes alguna vez una factura simplificada? ¿Sabes en qué consiste exactamente? Conocer las claves de este formato es esencial para que puedas llevar a cabo correctamente la contabilidad de tu negocio. Además, si cuentas con una herramienta especializada, como Yuki, te resultará mucho más fácil controlar todas las facturas que emites.

¿Qué es una factura simplificada?

Se trata de un tipo específico de factura que incluye, solamente, los datos fiscales del emisor. En cuanto al IVA, se puede desglosar o no, dependiendo del concepto a cobrar. En cualquier caso, contiene los datos mínimos necesarios para su validez.

Límites del importe

Una de las características más relevantes de la facturación simplificada es que no puede usarse en cualquier transacción. Para empezar, solo se debe recurrir a ella cuando se facturan ciertos importes:

  • Hasta 400 euros, con IVA incluido.
  • En operaciones de sectores determinados, siempre y cuando el importe final sea de un máximo de 3000 euros, con el IVA añadido.

¿Quién la puede emitir?

Los empresarios y profesionales autónomos que se dedican, de manera especial, a actividades de servicio rápido son los que habitualmente optan por este tipo de factura. En estos casos, lo más frecuente es que sus clientes sean particulares.

Diferencia con una factura ordinaria

Ahora que ya sabes qué es una factura simplificada, es el momento de establecer las principales características que la diferencian de una ordinaria. Es importante tener ambos conceptos muy claros para evitar problemas en la contabilidad de la empresa y, por lo tanto, con Hacienda a largo plazo:

  • Datos del receptor. En las facturas ordinarias, deben constar completas las informaciones referentes al receptor y al emisor. En las simplificadas, no es necesario que aparezcan los datos del cliente.
  • Importe total. Las facturas simplificadas reflejan la contraprestación total a pagar por parte del usuario. En cambio, las completas desglosan el importe en la base imponible y el IVA correspondiente según el producto o servicio vendido.
  • Descripción del servicio o producto. Las ordinarias deben hacer referencia al producto o servicio comprado con una descripción completa. Por el contrario, en las simplificadas solamente hay que incluir una pequeña identificación, sin especificar detalles.
  • Base imponible. En la factura simplificada, no hace falta que se refleje su desglose.
  • Usos. Las facturas ordinarias se usan en cualquier negocio, mientras que las simplificadas se ciñen a algunos concretos.

Los requisitos de la facturación simplificada

A la hora de facturar tus servicios o productos, hay que tener en cuenta los requisitos de una factura simplificada, los cuales debes cumplir para que sea correcta en dentro de tu contabilidad empresarial. Es decir, es necesario que este documento contable cuente con los siguientes puntos de información:

  • El número de la factura a crear debe ser correlativo con el resto de las del negocio.
  • La fecha en que se ha emitido.
  • El CIF o NIF que te identifican como emisor.
  • Nombre y apellidos o razón social de la empresa.
  • Descripción del producto o servicio contratado.
  • Detalle del IVA o mención específica si ya está incluido en el precio.
  • Importe total que tendrá que pagar el cliente.

A estos requisitos ineludibles para una factura simplificada, hay que añadir la necesidad de incluir el NIF y razón social del destinatario, si este quiere deducir el IVA en su declaración a Hacienda.

¿Cuándo emitir la factura simplificada?

No todas las empresas están en disposición de emitir una factura que sea simplificada. Además de tener en cuenta el importe máximo a facturar, también debes saber que solamente pueden emitirla los negocios cuya actividad se basa en los siguientes sectores:

  • Venta al por menor y a particulares de bienes muebles corporales.
  • Servicios en ambulancia.
  • Servicios a domicilio.
  • Transportes de personas y equipajes.
  • Negocios de hostelería y restauración, así como suministros de bebidas y comidas a consumirse en el mismo momento.
  • Discotecas y salas de baile.
  • Telefonía con tarjetas magnéticas o electrónicas recargables.
  • Peluquerías y servicios de belleza.
  • Instalaciones deportivas.
  • Servicios de estudios fotográficos, incluido el relevado de fotos.
  • Aparcamientos.
  • Videoclubs.
  • Peajes de autopistas.
  • Servicios de lavandería y tintorerías.

En estos casos, el importe total a facturar no podrá ser nunca superior a 3000 euros, incluyendo el IVA correspondiente. También hay que considerar que se puede emitir una factura rectificativa que sea simplificada.

Ejemplos de una factura simplificada

Para entender por completo este concepto, nada mejor que analizar una factura simplificada ejemplo, tanto en sus posibles aplicaciones como en la información a contener.

De hecho, tienes muchos ejemplos de facturas simplificadas en tu día a día. Cada vez que acudes a un restaurante o a un taller mecánico para arreglar el coche, recibes un documento de este tipo. Incluso, un ticket de compra puede considerarse de esta manera, ya que únicamente tiene los datos del emisor.

En cuanto a los elementos que forman parte de una factura de este tipo, debes fijarte especialmente en los siguientes puntos:

  • En el margen derecho, constarán la fecha y el número de factura, que debe ser correlativo.
  • En el margen izquierdo, el nombre de la empresa emisora.
  • En la parte central de la hoja, se detallarán el número de unidades adquiridas, su descripción, el precio por unidad, el total y la base imponible e IVA.

¿Cómo puede ayudarte el software de Yuki?

Una factura simplificada es un elemento básico de la contabilidad de cualquier empresa. Por lo tanto, es indispensable que controles este tipo de facturación hasta el último detalle para una correcta gestión de tus ingresos. Esto puede resultar muy complicado, sobre todo, si tu empresa tiene una gran actividad de venta de servicios o productos.Por tal razón, contar con un software especializado en contabilidad, como el de Yuki, te garantiza emitir y guardar las facturas simplificadas que generas en tu día a día. Si te animas a probar nuestra demo gratuita, descubrirás su cómoda y efectiva interfaz, con todas sus funcionalidades. Para ello, uno de nuestros asesores te explicará todos los detalles necesarios para que entiendas todas las ventajas que te aportan. ¡Comprueba cómo te ayuda en tu negocio!

Facebook
Twitter
LinkedIn

Categorías

Soluciones

Contáctanos para una demo

Nuestro equipo comercial te atenderá lo antes posible.

Las herramientas SaaS y cómo han revolucionado el acceso a la tecnología para las PYMES.

¡Inscríbete al Webinar el 27 de Septiembre a las 12:30h!