Modelo 720 para inexpertos

Trabajo Yuki

El modelo 720 se trata de una declaración informativa sobre los bienes y derechos que están situados en el extranjero. Deben presentarlo tanto personas físicas como jurídicas y es necesario informar sobre títulos financieros, dinero depositado en cuentas bancarias, patrimonio inmobiliario y otros, siempre que se encuentren fuera de España.

Fue creado en 2012 con el objetivo de prevenir y luchar contra el fraude fiscal. Con este modelo, el Gobierno quería detectar el patrimonio oculto tras la amnistía fiscal para grandes fortunas que se aprobó ese mismo año también. El Gobierno actual se ha encargado de suavizar en gran medida el modelo original, pero los contribuyentes deben seguir haciendo esta declaración informativa. ¿Sabes qué bienes y derechos deben declararse en este modelo y quiénes están obligados a hacerlo? Sigue leyendo este artículo para responder a estas preguntas.

Qué es el modelo 720

El modelo 720 de Hacienda obliga a los contribuyentes a declarar cuando sean propietarios de bienes o derechos en el extranjero. Los valores para declarar pueden ser cuentas bancarias, bienes inmuebles, acciones y cualquier bien o derecho similar a los citados.

Los principales objetivos que persigue este modelo son los siguientes:

  • Dar a conocer a la Administración los bienes inmuebles situados en el extranjero y los derechos que se tienen sobre ellos.
  • Informar sobre las cuentas en entidades financieras situadas en el extranjero.
  • Informar sobre valores, seguros, derechos y rentas depositadas, obtenidas o gestionadas en el extranjero.

Al tratarse de una declaración informativa, no supone ningún tipo de desembolso económico. Simplemente, sirve para que Hacienda se mantenga informada de todos los bienes y derechos que se encuentren en el extranjero y de los que hayas sido titular en un año determinado.

Qué bienes y derechos deben declararse en el modelo 720

Los bienes y derechos que deben incluirse en este modelo podemos dividirlos en cuatro bloques:

  • Cuentas en entidades financieras: Las cuentas en efectivo que estén situadas en el extranjero de las que el obligado sea titular, autorizado, beneficiario o, simplemente, tenga poder de disposición sobre ellas.
  • Valores, derechos, seguros y rentas:
    • Valores o derechos representativos de la participación en cualquier tipo de entidad jurídica que estén situados en el extranjero y de los que el obligado sea titular.
    • Participaciones y acciones en el capital social o fondo patrimonial de instituciones de inversión colectiva que se encuentren en el extranjero.
    • Seguros de vida o invalidez de los que resulte tomador si la aseguradora se encuentre situada en el extranjero.
    • Aquellas rentas temporales o vitalicias obtenidas como consecuencia de la entrega de un capital o de derechos de contenido económico a entidades situadas en el extranjero de los que el obligado resulte beneficiario.
  • Bienes inmuebles y derechos sobre ellos: Todos aquellos bienes inmuebles y derechos reales que se encuentren en el extranjero y de los que el obligado sea titular.
  • Bienes muebles situados en el extranjero o que consten en registros de países extranjeros y derechos sobre ellos: Bienes muebles o sus derechos reales que se encuentren en el extranjero o se hayan encontrado en algún momento del año de los que el obligado sea titular.

Algunos ejemplos pueden ser los siguientes: cuentas bancarias que se encuentren fuera de las fronteras de España, seguras de vida o invalidez cuando la aseguradora se encuentre en el extranjero, bonos y préstamos que puedas tener fuera de España y muchos más.

Posibles multas sobre el modelo 720

Aunque se trata de una declaración informativa, si posees algún tipo de bien o derecho fuera de España y no lo declaras o lo haces fuera de plazo, puedes enfrentarte a algún tipo de sanción. En función de la infracción que cometas, las multas también pueden variar. Son las siguientes:

  • Si existe la obligación de presentar este modelo y, sin embargo, no lo haces, la multa está fijada en 5000 euros por cada dato o conjunto de datos que deberías haber declarado. El importe mínimo de esta multa es de 10 000 euros.
  • En cambio, en el caso de que hayas presentado el modelo, pero lo hayas hecho fuera de plazo, la multa es diferente. Será de 100 euros por cada dato o conjunto de datos, con un mínimo de 1500 euros. Eso sí, siempre que no haya habido requerimiento previo por parte de la Agencia Tributaria.

Es importante dejar muy claro que, el que un modelo sea informativo no supone la posibilidad de no presentarlo sin más. Si eres de las personas físicas o jurídicas que están obligadas a declarar, sin ninguna duda debes hacerlo. Hacienda necesita llevar un control de todos los bienes y derechos que posees fuera del país, por lo tanto, no presentar este modelo conlleva multas económicas como las que acabamos de indicar.

Quién está obligado a presentar el modelo 720 de Hacienda

La obligación de presentar el modelo 720 AEAT (Agencia Estatal de Administración Tributaria) recae sobre las personas físicas y jurídicas que dispongan de bienes y derechos situados en el extranjero.

Es muy importante dejar algo claro: esta obligación está limitada; en el caso de que la suma de los bienes no supere los 50 000 euros, no es necesario presentar el modelo. Por otro lado, si nos centramos en las cuentas en entidades financieras, sí es obligatoria su presentación si la suma de los saldos a día 31 de diciembre sobrepasa esa cifra.

Si es la primera vez que realizas la presentación de este modelo, los siguientes años solo estás obligado a declarar en el caso de que el saldo medio haya sido objeto de un aumento mayor a 20 000 euros, si se toma como referencia la última declaración que se ha presentado. Es decir, tendrás que presentar el modelo 720 si has vendido algún bien o si su valor ha aumentado en más de 20 000 euros.

Plazos y cómo presentar el modelo 720

Este modelo debes presentarlo entre el 1 de enero y el 31 de marzo del año siguiente al que se refiera la información que aparece en él. La presentación se realiza por vía telemática. Para llevar a cabo su cumplimentación es necesario que te identifiques mediante firma digital, ya sea con DNI o certificado electrónico. En el caso de las personas físicas, también pueden hacerlo a través del sistema de identificación Cl@ve PIN.

Si el declarante no dispone de certificado electrónico, la persona que realice la presentación en tu lugar debe contar con la autorización correspondiente para presentar declaraciones en nombre de terceros.

Los principales pasos que debes seguir si te dispones a rellenar este modelo son los siguientes:

  • Lo primero que debes hacer es entrar en la página web de la Agencia Tributaria y seleccionar el modelo 720. Luego, a través del certificado electrónico podrás transmitir la declaración con la firma electrónica.
  • A partir de aquí, puedes optar por dos opciones. Cumplimentar manualmente el modelo o escoger un fichero generado por el propio formulario, o a través de algún otro programa. Si deseas hacer lo primero, haz clic en “Continuar”; si prefieres lo segundo, en “Importar”.
  • Cuando hayas rellenado todas las casillas con asterisco, haz clic en “Validar”. De esta manera, comprobarás si existe algún tipo de error. Si lo hay, podrás acceder a él y resolverlo.
  • Si la presentación es correcta y no hay ningún error, podrás ver una página con un PDF. Este documento contiene una primera hoja con la información de la presentación (número de entrada de registro, número de justificante, Código Seguro de Verificación, datos del declarante y día y hora de presentación). En las siguientes páginas podrás acceder a la copia completa de la declaración del modelo.

¿Es necesario declarar las criptomonedas en el modelo 720?

En febrero de 2022, el Gobierno hizo pública la confirmación de que no existe la obligación de incluir en el modelo 720 las criptomonedas. Tras el desarrollo de la ley antifraude, todo indicaba que las criptomonedas iban a tener que declararse a través de este modelo, sin embargo, no es así, al menos por ahora.

La Agencia Tributaria considera que, si no existe todavía una reglamentación adecuada sobre ellas y sin que aparezcan las casillas correspondientes en el propio modelo, no existen argumentos para exigir que las criptomonedas sean objeto de declaración.

Si en un futuro la tramitación reglamentaria sobre las criptomonedas se desarrolla de otra manera, es posible que se exija su declaración en este mismo modelo. Para ello, Hacienda debería establecer un nuevo plazo para la correspondiente declaración con lo que dispondrías de una fecha límite para su presentación.Esperamos haber resuelto tus dudas sobre el modelo 720 y cómo presentarlo adecuadamente. En Yuki disponemos de un software que automatiza una gran cantidad de tareas relacionadas con la contabilidad y la presentación de impuestos. ¡Prueba ya la demo gratuita! Un asesor resolverá todas tus dudas sobre cómo te puede ayudar nuestro programa a llevar toda la contabilidad al día.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Categorías

Soluciones

Contáctanos para una demo

Nuestro equipo comercial te atenderá lo antes posible.